Sorpresa en el jardín

En estos meses las plantas de amaryllis florecen, desde enero ya nos sorprenden, un día andamos por el jardín y de pronto ahí está… ¡una flor abierta!   La palabra amaryllis proviene del griego amarysso que significa “esplendor” y es cierto, sus flores parecen chispas que brillan en el jardín.

Wikipedia nos dice que Amaryllis es un grupo de plantas herbáceas, perennes y bulbosas, así es, las plantas muestran hojas en forma de cinta de color verde oscuro durante todo el año, su altura no pasa los 70 cm, son perennes, quiere decir que viven años de años y van formando un grupo de bulbos cada vez más grande o lo que llamamos una “macolla”.

Aunque son originarias de Suramérica, es en Europa donde han sido objeto de hibridaciones y mejoramiento para lograr variantes increíbles, los colores van desde rojos intensos a pálidos rosados, además hay blancas, verdes, amarillas, vino, naranja y salmón.  Sus pétalos pueden ser sencillos o dobles y el patrón de colores puede ser moteado, matizado o rayado.   Tanta variedad hace que los coleccionistas esperen cada año los colores nuevos y vengan a nuestras tiendas a escoger sus bulbos favoritos, por cierto, tenemos un coleccionador disponible donde se pueden marcar las variedades ya adquiridas.

El bulbo vamos a sembrarlo en un lugar bien soleado en tierra directa o en maceta, es recomendable utilizar un medio de cultivo rico en materia orgánica como el sustrato Floragard, al sembrar hay que dejar una tercera parte del bulbo fuera de la tierra, es importante que no le falte el agua.   En los primeros días van saliendo las hojas y luego se asoma el escapo (un tallo floral) con los botones, el escapo empieza a crecer y los botones a engrosar, la flor múltiple abre después de 30 o 45 días de sembrado el bulbo.   Este momento es emocionante pues por fin conocemos “en vivo” a la flor y la comparamos con la foto de la etiqueta, a veces decimos con sorpresa “¡es igual!” y otras veces “¡es más bonita!”.

Botón de Amaryllis, <a href="https://solnaciente.com/tiendavirtual/jardineria/bulbos/paquete-1-bulbo-amaryllis-mandela-24-26/" target="_blank" rel="noopener noreferrer">variedad Mandela</a>, ya se nota el color vino oscuro de sus flores.

Las flores se mantienen por días, algunas personas las cortan para lucirlas dentro de sus hogares (tiene una larga vida en jarrón).  Ahora a esperar, la planta no requiere cuidados especiales ni es frecuente que la ataquen enfermedades o plagas, es como decían nuestras abuelas: “una mata agradecida” que el próximo año nos sorprenderá en el jardín cuando nos regale de nuevo sus extraordinarias flores.

 

One reply on “Sorpresa en el jardín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *